Sunday, September 30, 2007

Subasta corbeniana

En la página de subastas ebay se puede encontrar una máscara en látex de un personaje de New Tales of the Arabian Nights. Diseñada en 1978 por nuestro querido Rich (al menos tiene su copyright) se anunció repetidamente en las revistas Warren y en el Heavy Metal de la época. Pieza de coleccionista, es de un detallismo apabullante. No me extrañaría nada que el modelo original fuera una escultura de cerámica realizada para solucionar los problemas de ángulos e iluminación del personaje. Como Rich realizó en Ogre, Aliens y en muchas otras historias.















Podéis ver el enlace aquí:
http://cgi.ebay.com/Heavy-Metal-Richard-Corben-Jinn-Latex-Rubber-Mask_W0QQitemZ200156586407QQihZ010QQcategoryZ3968QQssPageNameZWDVWQQrdZ1QQcmdZViewItem#ebayphotohosting
¡Rápido!. Quedan pocas horas para el cierre. Tic-tac. Tic-tac.

Saturday, September 15, 2007

Los amigos del maestro: Bruce Jones 1

Uno de los mejores guionistas con los que ha trabajado Rich es, sin lugar a duda, Bruce Jones. Maestro del relato corto, acostumbraba a sorprender a los lectores de las revistas Warren con unos finales totalmente inesperados, donde a menudo, te obligaban a releer toda la historia dándoles un nuevo y desconcertante significado (sus cómics me duraban más por esta razón).
Descubrí a Jones hace ya 25 años en la magistral Rex y yo, con un Corben en estado de gracia, cuyo giro final merece estar en cualquier antología de lo inesperado, siendo a la vez, totalmente lógico.
Twisted Tales, de la que se muestra el original de la portada, representa también un ejemplo de su capacidad como novelista. Existen dos ediciones, una con varias ilustraciones en blanco y negro de Corben y otra (la que poseo) con sólo la cubierta de Rich. Los relatos, para no variar, son originales, contundentes y sorprendentes.
No cabe desdeñar la más que correcta faceta como dibujante ilustrando (no podía ser de otra manera) sus propios guiones. Corben, entre 1989 y 1990 le pidió ayuda para completar sus bimensuales publicaciones de 32 páginas. Y Jones, aceptó encantado. Existen de esta época verdaderas joyas como Sea serpents, donde una submarinista amnésica se enfrenta a un misterioso enigma cuya solución se hallará en las profundidades del mar. El final, la contemplación de un simple rostro que se repite bajo otra perspectiva, es de un impacto inolvidable.
El inefable Josep Toutain publicó allá en el 80 un delicioso álbum con algunos de sus mejores guiones. El título no induce a engaño: Lo mejor de Bruce Jones. En ese volumen, donde a parte de Rich (Una mujer despechada) también brillan otros autores como el todoterreno José Ortiz, se muestra lo más selecto de la época Warren. Sin embargo, su mejor guión no se encuentra allí, sino en el comic book también llamado Twisted Tales, en colaboración con el dibujante Rand Holmes. Es, sencillamente, el mejor relato breve que he leído en mi vida sobre el racismo: Banjo Lessons. De nuevo, cabe lamentar que no esté publicado en España.
En otra ocasión, hablaré de sus colaboraciones con Rich en el campo de los fotocómics y las películas; Jones pasará de ser un guionista modelo a un modelo guionista.

Sunday, September 02, 2007

Un Corben geómetra: Children of Fire
















En Family Plot, la última película del maestro Alfred Hitchcock, se desarrollaban en paralelo dos tramas aparentemente inconexas que se cruzaban en un ingenioso final lleno de suspense.
Semejaban, en realidad, dos lineas cuasi paralelas que acababan inevitablemente convergiendo en un punto.
Corben, en la muy criticada (en cuanto al guión, ya que el dibujo era sobresaliente) Children of Fire, quiso realizar un experimento parecido, pero con más de una vuelta de tuerca.
- Un espacio limitado por una isla, que luego resulta no ser una isla.
- Unos personajes (Zeg y Zomuk) que nos recuerdan agradablemente historias del pasado.
- Una civilización extraterrestre prácticamente exterminada (sólo sobreviven dos ejemplares y un misterioso huevo del que posteriormente aparecerá el personaje más famoso de Corben).
- Dos extraterrestres, Mal y Kil, que acabarán convertidos (lo veremos en DenSaga) en el fantasmagórico tío Dan y en la lunática reina roja.
La historia, con una evidente estructura geométrica, es una precuela de Den; es parte del origen de la historia. Un inicio que aparentemente desdice el de Den1, donde un enclenque adolescente construye una máquina interdimensional, apareciendo en un fantástico mundo con un cuerpo formidable, exagerado, imposible.
Un guión soso, deslavazado, pueril acaso. Estas fueron algunas de las críticas que recibió (al menos en España) esta obra. ¿Un paso en falso? ¿Decadencia? ¿Incomprensión? El paso del tiempo, como no podía ser de otra manera, nos proporciona la perspectiva adecuada.
Forma una espiral que se expande proporcionando nueva vitalidad a la saga de Den, que intenta explicar cabos sueltos y, a la vez, origina nuevos enigmas. Así... Hasta el infinito.